| Áreas de intervención |

Duelo

Procesos de duelo y elaboración de pérdidas

El duelo es el proceso de adaptación emocional que sigue a cualquier pérdida. Podemos pasar por experiencias de duelo en pérdidas de seres queridos, por fallecimiento, enfermedades, rupturas, etc., pero también ante la pérdida de un empleo, o cualquier situación que implique una renuncia y una dificultad para asimilarla. Sin embargo, solemos referirnos al duelo como el proceso adaptativo necesario a nivel psicológico después del fallecimiento de un ser querido.

Por elaboración del duelo se entiende el transcurso del proceso desde que la pérdida se produce hasta que se supera. Esta elaboración puede comenzar antes de la pérdida, en el caso de que ésta se pueda prever con cierta antelación. El proceso de elaboración del duelo consta de varias etapas.

¿Cuáles son las principales fases del duelo?

  • Fase inicial o de evitación: reacción normal y terapéutica, surge como defensa y perdura hasta que la persona consiga asimilar gradualmente el golpe. Shock e incredulidad, incluso negación que dura horas, semanas o meses. Sentimiento arrollador de tristeza, el cual se expresa con llanto frecuente. Lo que oficializa la realidad de la muerte es el entierro o funeral, que cumple varias funciones, entre ellas la de separar al muerto de los vivos.
  • Fase aguda de duelo: dolor por la separación, desinterés por el mundo, la rabia emerge suscitando angustia. Trabajo penoso de deshacer los lazos que continúan el vínculo con la persona amada y reconocer la ambivalencia de toda relación; todas las actividades del doliente pierden significado en esta fase. Va disminuyendo con el tiempo, pero pueden repetirse en ocasiones como los aniversarios y puede durar 6 meses o más.
  • Resolución del duelo: fase final, gradual reconexión con la vida diaria, estabilización de altibajos de la etapa anterior. Los recuerdos de la persona desaparecida traen sentimientos cariñosos, mezclados con tristeza, en lugar del dolor agudo y la nostalgia.

¿Por qué es importante el tratamiento psicológico del duelo?

El duelo no es una enfermedad, aunque puede llegar a serlo si su elaboración no es correcta. El tratamiento psicológico es fundamental de cara a evitar complicaciones en la elaboración psicológica de la pérdida y especialmente en situaciones de duelo bloqueado, en las que ocurre una negación a la realidad de la pérdida y un bloqueo emocional-cognitivo.